5.10.07

Lo que faltaba

Aquí, a la derecha, puse unos sonetos como perfil de mi humilde y ajetreada persona. Pero el avaro blogger no me permitió más espacio que el de dos, y eso, saltándose hasta las líneas intermedias.
Después de publicar la entrada anterior me entraron ganas de hacer justicia al resto -en que aludo a la incitación al consumo y a la sumisión a la esclavitud del trabajo.
Sé bien que es largo, pero me digo que ahora o nunca. Así que, abusando de vuestra paciencia, os lo dejo hoy:

Mostrémosle lo mucho que se gana
vaciando en los nuestros su bolsillo.
Tomemos su buzón hasta que el pillo
sepa cual es la fuente de que mana

el bienestar. Por si nos sale rana,
le acosaremos a machamartillo:
radio y televisión como un cuchillo
que destroce la paz de su quintana.

Luego será el teléfono y la puerta,
periódicos, revistas y paisajes,
su lugar de trabajo, su familia...

Al fin se rendirá, por muy alerta
que esté. Caerá con armas y bagajes
en las redes de la consumofilia."


Resistí a los embates como pude
llenando papeleras del buzón,
convirtiendo mi puerta en un bastión
y el teléfono en losa que no dude

en aplastar la voz del que a mí acude
armado de falacia y sinrazón.
El ceder es perder y no es cuestión
de que un viento fugaz mi mente mude.

Películas en vídeo pregrabadas
para poder saltarme los anuncios.
La radio siempre en Radio Nacional.

Periódicos, revistas mutiladas
de alados cantos de sirena nuncios.
No comprar, si anunciada, ni la sal.


Pero largo es el brazo del dinero.
Estudiaron a fondo mi problema
y encontraron la fuente de mi flema,
el sostén de mi aliento pendenciero.

Y es que tengo un trabajo duradero,
Seguridad Social y algún poema
que me quite la angustia y el dilema
de preocuparme por lo venidero.

"Nadie se arrastrará hasta nuestras puertas
mientras haya un rincón donde escaparse
‑dijeron‑ de nosotros: el mercado.

¡Gasto público abajo! Las inciertas
praderas liberales han de andarse
sin sombras protectoras del Estado.


Menos mal que el trabajo es un derecho
amparado por la Constitución
y así mi jefe dice con razón:
Ella te amparará si yo te echo

que no podré amparar bajo mi techo
el veneno de un pérfido escorpión
que dude del favor, sin discusión,
de todo cuanto yo por él he hecho.

Dice que su ganancia es mi seguro
y es verdad. ¡Oh qué inhóspita es la calle
mendigando derechos, si ninguno

te da por ellos un cochino duro.
Cuanto más a disgusto yo me halle
mayor será el provecho de mi ayuno.


Y así quisieron hundir al enemigo.
Que, si bien el derecho no se niega,
la obligación es sólo de la ciega
suerte o del enchufe del amigo.

Nadie tiene que ver nada conmigo
si no quiero comprar al que me llega
cualquier cosa que quepa en mi bodega.
Mas yo pongo a los cielos por testigo

de que no es éste el mundo que deseo:
trabajando por no quedarse quietos
e ignorando el trabajo necesario.

Necesito empuñar como trofeo
la paz de mis momentos recoletos,
la paz de mis hermanos de calvario




Después de este venía el que concluye mi perfil. Perdonad mi exhibición y vuelvo a reiterar mi admiración por los inmensos artistas que militan dignamente en la publicidad y saben conciliar el liberalismo con la justicia.
Que los hay.

20 Comments:

Blogger Sangre said...

Lo que faltaba...
...A ti también querido amigo te llaman las musas a estas horas intempestivas...que sepas que acompaño tu vigilia, yo también estoy confundiendo las sombras en esta madrugada...y aunque no nos conozcamos personalmente, también siento lejana tu compañía cuando en estos casos la soledad y el silencio son nuestros únicos compañeros...
Tu escrito, insuperable como siempre...
la noche... esta de ojos abiertos, como decía Benedetti.
Un fuerte abrazo de madrugada...
Carlos

5/10/07 5:55 a. m.  
Blogger makkkafu said...

Prefiero alinearme con las consumofobia, dejemos la consumofilia para los que disfrutan tirando de tarjeta de crédito hasta dejarla más exprimida que un limón.
Odio la publicidad, soy incapaz de tragarme una película interrumpida mil veces por anuncios publicitarios, me apunto a radio 3 o al silencio de una buena lectura.

Un besote

5/10/07 9:22 a. m.  
Blogger Margot said...

Mi Quevedo del XXI...

Sí señor!! todo un soneto libre y liberado que no del mercado...

Ah, Ybris, haberlos haylos pero son pocos los publicistas que no manejan el juego mientras son manejados. Ey, y quién no? Tampoco nos pondremos estupendos, la rueda es la rueda para todos.

Resistir no es vencer pero se parece un poco.

Un besazo!!

5/10/07 10:13 a. m.  
Blogger sergisonic said...

radio 3 acaricia oídos i llena bolsillos. también otras radios, aunque odie tener que hacer dialing (o zápping) porque odie los anuncios en la radio.

no abusas de nuestra paciencia, nosotros abusamos de tus infinitas letras.

un abrazo

5/10/07 6:48 p. m.  
Blogger Lunarroja said...

... pero pocos, no te creas!!!!!

Que todos los abusos de nuestra paciencia sean como estos, Ybris.

Un beso publicitario (la publi, a veces, las menos, también dice verdades).

5/10/07 7:17 p. m.  
Blogger desmartes said...

Lo que faltaba! blogger no permitiéndote más espacio y el pobre no sabe que hacer con todo el que voy dejando por el mío ;-)

Ay, yo sí que te echaba de menos... pero hoy ya vengo de nuevo a aposentarme en este sitito mío de primera fila para seguir con mi admiración conforme la dejé el último día.

Beso

5/10/07 7:35 p. m.  
Blogger María Manuela said...

Joer Ybris, te falta espacio...y aquí una vulgar bloggera que a veces no sabe ni como llenarlo. Es que eres grande!!!.

5/10/07 9:58 p. m.  
Blogger manuel_h said...

largo, sí, pero merece la pena. Me gustan estos sonetos por lo naturales que suenan, sin perder un gramo de belleza y ritmo.

6/10/07 4:11 a. m.  
Blogger Arya said...

muy reaccionario..
Un abrazo Ybris.. con dulces sueños.

6/10/07 4:16 a. m.  
Blogger Mamen said...

¡Qué arte ybris! y además tienes más razón que un santo.
Si no fuera por los poemas que quitan la angustia y el dilema, y la paz de nuestros momentos recoletos no sé que iba a ser de nosotros.
Buen fin de semana.
Besos.

6/10/07 7:44 a. m.  
Blogger Amparo said...

los sonetos..Preciosos, lo que define tu perfil en la derecha es lo que me hizo fiel seguidora tuya...el resto, ¿que te voy a decir que tu no sepas?

Un abrazo fresco... como el de esta mañana de otoño

6/10/07 8:51 a. m.  
Blogger -Pato- said...

Que grande sos Yris!!!!!

Aplausos, me ves la sonrisa??

bueno es ASI de grande por tu genialidad.

Y por si no has pasado por mi blog, queria agradecer ese abrazo hermosisimo que me has dejado ayer bordado de palabras :)

Juro que lo senti, te senti a mi lado.

Besos

6/10/07 1:43 p. m.  
Blogger Carz said...

No sé si la habrás oído...

EL NECIO
Para no hacer de mi ícono pedazos,
para salvarme entre únicos e impares,
para cederme un lugar en su Parnaso,
para darme un rinconcito en sus altares.
me vienen a convidar a arrepentirme,
me vienen a convidar a que no pierda,
mi vienen a convidar a indefinirme,
me vienen a convidar a tanta mierda.
Yo no sé lo que es el destino,
caminando fui lo que fui.
Allá Dios, que será divino.
Yo me muero como viví.
Yo quiero seguir jugando a lo perdido,
yo quiero ser a la zurda más que diestro,
yo quiero hacer un congreso del unido,
yo quiero rezar a fondo un hijonuestro.
Dirán que pasó de moda la locura,
dirán que la gente es mala y no merece,
más yo partiré soñando travesuras
(acaso multiplicar panes y peces).
Yo no sé lo que es el destino,
caminando fui lo que fui.
Allá Dios, que será divino.
Yo me muero como viví.
Dicen que me arrastrarán por sobre rocas
cuando la Revolución se venga abajo,
que machacarán mis manos y mi boca,
que me arrancarán los ojos y el badajo.
Será que la necedad parió conmigo,
la necedad de lo que hoy resulta necio:
la necedad de asumir al enemigo,
la necedad de vivir sin tener precio.
Yo no sé lo que es el destino,
caminando fui lo que fui.
Allá Dios, que será divino.
Yo me muero como viví.

Silvio Rodríguez

Y es que hay necedades muy necesarias.

6/10/07 1:50 p. m.  
Blogger Leuma said...

Buen contraste entre la consumofilia y la paz de tus rincones, estoy con Manuel, es largo pero merece la pena, un beso

6/10/07 1:54 p. m.  
Blogger Bichitodeluz said...

que gran muestra de talento poetico, felicitaciones

M. Pilar O.

7/10/07 5:27 p. m.  
Anonymous koffee said...

Miles de gracias por tu post que hoy leo desde lejos!!! Abajo con la sociedad de consumo, una y mil veces!!. Ya va siendo hora de que el ansia por gastar de paso a consumir exclusivamente lo que precisemos y nos dejemos estar de modas, anuncios y comidas de "cerveau".
Un abrazo Ybris. Ya prontito volveré.

7/10/07 9:36 p. m.  
Blogger Simplemente Olimpia. said...

Sublime , una vez más, sin retalías "confusivas". un perfil orgiastico de tanto vendedor sublimininal....adorable.

Olimpia.

7/10/07 9:38 p. m.  
Blogger UMA said...

Siempre me ha llamado la atenciòn tu perfil (todo)incluso tu descripciòn se me hacìa especial porque tambièn fue quien diò a nacer algunos sentimientos hacia vos, tal vez, por valorar tantas cosas de las que carezco absolutamente.

Un gran abrazo, Ybris.

8/10/07 2:50 a. m.  
Blogger el nombre... said...

Plaf, plaf, plaf.

no creo que sea necesario agregar mucho más, con la canción ya citada de S. Rodriguez, y lo tuyo, todo dicho está.


bssss.

8/10/07 4:22 a. m.  
Anonymous ipathia said...

Los hay, si, pero no se ven o quizás sean menos cada vez.
Me pido un trocito para mi blog... si se me permite. Puedo?.
Un abrazo!.

17/10/07 11:32 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home