24.3.06

Desencuentros 2: El amor sin palabras

Nuestro amor siempre ha sido sin palabras,
ni siquiera las dichas con los ojos
porque todo ha de hacerse sin miradas
con tan sólo el deseo entre los dedos.
Comenzar por un roce descuidado
a modo de pregunta si se puede
y esperar luego el sí de la respuesta
en ese movimiento intencionado
que aún deja la duda por si acaso
es todo el tacto gris de la costumbre.
Entonces sigue la aproximación
que hace ya de la pregunta súplica
aún temblando de miedo ante el rechazo.
Porque es esa la táctica: dejar
una salida abierta para huir
por si acaso el amor se nos convierte
en ese punto débil que entregamos
al posible castigo del futuro.

(Yo quería decir: "Te quiero"
y sé que un día lloraré al pensar
que no encontré manera de decirlo.
Y, aun así, mi torcido corazón,
lleno de amor, te dijo
no sé qué de un programa que ponían
o del tiempo tan tonto que teníamos.)

15 Comments:

Blogger muralla said...

La sonrisa se me inundó de ternura al leerte...
¿Será quizás por la que desborda tu precioso poema?
Bicos.

24/3/06 7:34 a. m.  
Blogger Luces said...

A mi me pasa que tengo un diccionario para comprender las palabras jamás dichas...
...otra gente me dice que vivo de ilusiones.

24/3/06 9:25 a. m.  
Blogger Luis said...

Qué dificil es a veces decir esas cosas tan profundas que guarda nuestro corazón y que sólo nosotros conocemos. Me ha pasado.

Un abrazo

24/3/06 10:03 a. m.  
Blogger insanna said...

Aunque puede parecer tierno un momento sin palabras, todos necesitamos alguna vez escucharlas... se encuentran a faltar a veces. Es duro.

Cierto es que hay muchas maneras de decir Te Quiero, con una sonrisa, con una caída de mirada, con una caricia, haciendo el amor, pero siempre existe un momento en que esa combinación de letras es necesaria como la culminación de presunciones adquiridas con la atenta observación de los actos del otro...

Pero lo más importante es que, según mi punto de vista, cuando decimos Te Quiero, la mayoría de las veces es para comprobar que la otra persona también nos quiere y esperamos a cambio otro Te Quiero o un Yo También.

Leí de Jorge Bucay que lo más hermoso del amor es cuando tú dices Te Quiero en forma de comunicación (oye, que Te Quiero, y mcuho, eres mi vida entera, ¿lo sabes, no?) y que la persona que amas te diga Lo Sé... ¿no es eso lo más hermoso que te puedan decir? Porque si realmente quieres saber que te quieren, pregúntalo... aunque entonces pierde el encanto para con la persona amada, ese Lo Sé que culmina en una seguridad completa de perfecta unión... Mmmm... complicado. Encadenados por el amor que predican ciertas palabras.

Que decir Te Quiero no sea la autoconfirmación de que nos quieren... que sea de verdad una muestra de amor.

Besos

24/3/06 12:23 p. m.  
Blogger René said...

Los gestos y las palabras se malinterpretan y las palabras se las lleva el viento.

Estamos condenados a no entendernos.

Me ha encantado aunque me ha dolido...

24/3/06 1:49 p. m.  
Blogger Vera said...

A veces está bien no decir claramente "Te quiero", dejar intuirlo, no abusar de él porque a base de uso y abuso pierde un poco su fortaleza.

Pero a veces es necesario oírlo.

24/3/06 7:51 p. m.  
Blogger manuel_h said...

dejar una salida abierta: nadar angustiado por guardar la ropa: oye, ¿qué dirías si te dijera que te quiero?
¿qué?
nada, nada, que vaya tiempo...


no son formas, no.
y recaemos.

24/3/06 9:01 p. m.  
Blogger ZenyZero said...

Esto es genial. Estamos descubriendo un mundo nuevo, que ya existía, pero que nos negamos a vivir.
Es importante decir "te quiero", pero las palabras están tan desvirtuadas que generalmente pierden su valor. Decimos igual "hacer el amor" que "echar un polvo", por ejemplo. Y hablo en primera persona del plural a propósito. Dije una vez que la palabra es lo que nos diferencia del resto de los animales de la creación, para bien o para mal; normalmente para bien.
Creo Ybris ha dado en el clavo, me encanta como lo expone, rechazo, huida, castigo de futuro. La palabra tiene una carga emocional muy grande cuando se usa como se debe, con su valor total, con todo su peso. Ya ves, él quería decir "te quiero" y dijo no sé qué... ¿no nos da miedo también ?
Siento algo especial cuando leo tus cosas, Ybris. Algo así como el mundo girando natural, mientras otros se empeñan en pararlo y hacerlo girar al revés.

Un abrazo

26/3/06 12:51 p. m.  
Blogger -Pato- said...

Qué belleza y cuanto erotismo escondido hay en ese roce descuidado.

Por favor no hables del tiempo ni de la programación, entonces...

26/3/06 7:59 p. m.  
Blogger carcelera de tu corazón said...

Ya te saldrá susurrarlo aúnque sea y cuando entrelazás los dedos de las manos, es te quiero tambien!
;)
Besos

27/3/06 6:12 a. m.  
Blogger thirthe said...

y no hay otra salida mas airosa que hablar del tiempo, o de la tele...ahi no cabe duda de que estaremos de acuerdo o en desacuerdo a partes iguales.
Pero da igual, porque la quieres (os quereis) y eso es lo que importa

besos.

27/3/06 4:42 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

es genial!!

28/4/06 10:09 a. m.  
Blogger Patricia said...

Pues yo vivo este poema en carne propia, ya que no puedo decir lo que siento siempre me expreso con mis gestos, miradas, roces y bromas, este poena me recuera a un gran amor que deje ir por tener un "amor sin palabras", por ser tan fria por fuera pero intensa por dentro....y se que siempre llorare por no encontrar la forma de dedcirlo porque mi torcido corazon lleno de amor se mhace muy distraido...

PATC

17/2/07 5:49 p. m.  
Blogger Mirada said...

Me veo reflejada, cuántas veces quise decirte tantas palabras, y sé que no sólo yo...y no se escribieron en su día.
Te quiero mucho, Ybris, porque eres muy bueno, guapo y repartes alegrías siempre ;-)

Hoy le pregunté a una amiga, ¿y por qué me quieres?....
Me respondió, eres muy buena, guapa y repartes alegrías...

Gracias con todo mi ser por estar siempre.

11/11/08 4:51 p. m.  
Blogger tequila said...

me da reparo comentar, me cuesta bastante... sobre todo en entradas antiguas,pero llevo un buen rato perdida por sus principios, disfrutando mucho,mucho,mucho, tanto que necesité decirlo.
Saludos

19/6/09 8:25 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home