8.12.06

Otro

Nosotros no queríamos,
pero en la superficie exenta de estridencias
se agrandaron fatales ciertos modos
de ser y de ofrecer.
El caso es que la vida nos ha hallado
en la ventana incierta en la que somos otros
y en la parada turbia de la nostalgia de otro.
Nosotros no queremos,
pero desde este otro que ya somos
miramos a aquel otro con quien vamos
buscando en el recuerdo la juntura
por la que se ha clavado la distancia.
Desde el vértice aquel en que éramos nosotros
apenas hoy llegamos
a tendernos la punta de los dedos.
Desde el otro que ahora somos
nos queda a duras penas
el tiempo justo para la convergencia.
Quiera el cielo que hallemos nuestro rostro
cuando aún haya tiempo de encontrarnos.
Quizá el otro del otro sea el uno
y volvamos en paz con lo que somos
y con lo que esperamos
la página final de nuestro libro.

16 Comments:

Blogger Insanity said...

"Nosotros no queríamos,
pero en la superficie exenta de estridencias
se agrandaron fatales ciertos modos
de ser y de ofrecer."


...
In

8/12/06 4:51 a. m.  
Blogger María Manuela said...

Esta mañana estás denso eh?
Eso obliga a los lectores a centrar la atención -como cuando miras por una agujerito- para entender mejor. A la segunda, ya encuentro lo que hay que encontrar y digo: ¡leches! ¿cómo me verán los otros a través de esta incierta ventana? si eres alguien que existe justo como quieres enseñarte...Un mundo paralelo, tal como pintó Miguel Angel, dos ángeles que se tocan la punta del dedo, pero allá en la cúpula del cielo, volando.
No sé si entendí, de todos modos, para eso estamos, para que cada uno entienda lo que le apetezca. Digo yo...
Besos muchos

8/12/06 10:02 a. m.  
Anonymous Ybris said...

Efectivamente me ha quedado no sólo denso sino espeso y hasta incomprensible. Se ve que el no respirar y no dormir me pone opaco e inconsciente.
Cuando hablo de otro no quería referirme a otra persona sino a mí mismo como aquel que hubiera querido ser y no fui, pero que en el fondo se me viene presentando como algo real, idealizado y opuesto o distante a mí mismo y con el que quisiera reconciliarme.
Disculpad... y por supuesto que cada uno puede entender lo que le apetezca cuando no soy capaz de hacerme entender.
Seguramente hoy tenía que haber hablado del aire como objeto de deseo.

8/12/06 11:39 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

No puedo decirte que soy de ciencias y no de letras por que no soy ni una cosa ni otra, no se si te entiendo, tampoco soy adivina, pero si creo que nos encontramos en una línea paralela en nuestras vidas, he escrito en mi blog y no te había leído aun, creo que de haberte leído antes no habría escrito.
Solo puedo decirte que estamos dando las últimas pinceladas al cuadro de nuestras vidas

8/12/06 12:31 p. m.  
Blogger -Pato- said...

Ybris genial como siempre y hemos coincidido en el pensamiento, yo tambien hoy me levanté pensando en la otra que va conmigo, en serio acabo de escribir algo que no sé si publicaré, tal vez si... en realidad me muevo por impulsos -lo cual no es bueno- y tal vez lo deje en el olvido como dejo otras cosas que escribo, tal vez por eso capté al vuelo por dónde ibas.

"El caso es que la vida nos ha hallado
en la ventana incierta en la que somos otros
y en la parada turbia de la nostalgia de otro"

Hoy siento una nostalgia pura y dura por la que quise ser y no fui.
Sin embargo, yo buscadora constante de la esperanza, ilusa empedernida siempre me permito un pedacito de luz y desde allí anido un poco de fé en que tal vez al final del camino no estemos tan lejos la una de la otra.

Besos amigo y que sigas mejorando.

8/12/06 1:30 p. m.  
Anonymous ipathia said...

Entendí, sí señor, porque en ese nosotros andamos muchos; porque los divanes se llenan de personas que empezaron el camino marcado, sin otra opción que la de seguirlo. Y cuando fué el momento de ser "ellos", muchas eran las ligaduras... Entiendo.
Un beso.

8/12/06 1:57 p. m.  
Blogger manuel_h said...

"Quizá el otro del otro sea el uno"

de ese deseo vivimos tantas veces!!

8/12/06 2:00 p. m.  
Anonymous Fernando said...

He intentado leerlo varias veces y hoy el que también esta espeso soy yo...no de anís...lo cierto que casi te entiendo más en el comentario...la verdad que pocas veces nos quedamos satisfechos con nuestra vida con respecto a aquel que quisimos ser y desde el lejano ayer nos mira a la vez que miramos nuestro pasado...no hay duda los seres humanos somos contradictorios e insatisfechos por naturaleza con nosotros mismos...pero hay esta quizás lo milagroso de ser persona...un abrazo.

8/12/06 3:58 p. m.  
Blogger María Manuela said...

Caguentó!!! ya sabía yo que se me escapaba algo, jajaja.
Desde ese enfoque también lo entiendo, pero eso es lo que tienen las palabras, hay tantas que ponerlas en orden no es tan fácil como hacer un pespunte. Un@ mism@ es a veces un "nosotros" y no sólo de dos, que a veces dentro de nuestro cerebro parece que esté el camarote de los hermanos Marx...
Besetes...y veo que tus costumbres están cambiando con la rehabilitación, ya sabemos que no eres un vampiro.

8/12/06 5:49 p. m.  
Blogger TOROSALVAJE said...

Nuestro doble yo, siamés y tan opuesto, me gustó mucho.

Un saludo.

9/12/06 10:27 a. m.  
Blogger ZenyZero said...

Miro mi pasado y no me reconozco.
Me mintió el tiempo y el engaño
desdibujó cada presente en el
espejo de mi soledad.

Miro y miro y quiero otear mi futuro.
Ser quien soy, no un espejismo.
Y para eso he de saltar por la ventana y escapar. Fugarme, escaparme de todas las falacias que adornaron mi habitación.
Ahí están, nuestras páginas en blanco que nosotros hemos de rellenar.

Un abrazo muy cordial.
Chuff !!

9/12/06 1:24 p. m.  
Blogger Uno que mira said...

Nunca es tarde si la dicha es buena.
Y ser uno es dicha de la buena.
Me recordaste un diálogo genial de la película Princesas:

"Yo a veces tengo nostalgia de cosas que no han sucedido..."

No desaproveches ese tiempo justo.

9/12/06 8:56 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Has conseguido un milagro: desde hoy, "el otro" es primera persona del singular.

saludos sónicos!

sergi
(intentando ponerse al día)

10/12/06 2:34 a. m.  
Blogger Carz said...

La convergencia es el limite al que tienden las asíntotas...
No quiero convergencia si es posible la confrontación de perspectivas, en principio disonantes, pero que acaban siendo sinfonías.

Sé que no me explico, pero sé que me entiendes.

Un abrazo en la sinestesia Hegeliana.

10/12/06 5:44 a. m.  
Blogger dulcinea said...

...Quizá el otro del otro sea el uno
y volvamos en paz con lo que somos
y con lo que esperamos...

Cre que me lo voy a colgar aquí en mi despachito...;)

11/12/06 9:16 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

NO creo que la falta de aire suprima la elocuencia o el raciocinio, en todo caso oprime al sentido.
Converger, quizá, homogeneizar no es necesario...ambos han de diferenciarse, de ahí gran parte de tu riqueza.
Mi aliento...Olimpia.

11/12/06 2:13 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home